Derechos de Propiedad Intelectual

"La propiedad intelectual se refiere a creaciones de la mente: inventos, obras literarias y artísticas y símbolos, nombres, imágenes y diseños usados en comercio" (Organización Mundial de la Propiedad Intelectual).

La propiedad intelectual es un tema complejo. No podemos detallar cada aspecto aquí, pero sí podemos explicar lo que un depositante está acordando cumplir al depositar materiales en AILLA.

Las fuentes principales para el material presentado aquí son el curso abreviado , Copyright Crash Course, creado por Georgia Harper y mantenido por la Biblioteca de la Universidad de Texas en Austin y la Ley de Derechos de Autor de los Estados Unidos (U.S.C. Title 17).

Cuando una persona deposita materiales en AILLA, en efecto está publicando esos materiales a través de AILLA. Ya que AILLA forma parte de la Universidad de Texas en Austin, localizada en los Estados Unidos, las leyes estadounidenses de derechos de autor aplican a todos los materiales y metadatos en el archivo; sin embargo, si hubiese una disputa local sobre algunos materiales en el archivo, algunas cuestiones pueden resolverse bajo las leyes del país de origen; por ejemplo, si una obra está protegida en absoluto, o quiénes son sus creadores. Lo que complica la situación aún más, si una obra se infringe en un país distinto al país de origen o de publicación, las leyes del país en el que se lleva acabo la infracción aplican a la cuestion de si se infringió el trabajo o no y quizá a otras cuestiones también.

¿Qué son los derechos de autor?

Los derechos de autor son propiedad: pueden ser vendidos, regalados o heredados. El Acto sobre Derechos de Autor de E.E.U.U. de 1976 limita los derechos de autor a lo siguiente: "autoría fijada en cualquier medio tangible de expresión".

¿Qué es una obra original?

Esto es intencionalmente impreciso y en todo caso puede decidirse únicamente en un tribunal. Es más fácil dar ejemplos de obras que no son originales: hechos, como la población de México, D.F.; ideas, como la idea del motor de combustión interna; sistemas; títulos o frases cortas. Cosas como paradigmas morfológicos y listas de palabras no son aptas a ser consideradas como originales. Obras que son aptas a ser consideradas como originales son poemas, prosas (ficción o no ficción), programas de computación, obras artísticas, canciones, anotación musical, páginas web, dibujos, fotografías, grabaciones de música y canciones.

Existe un debate intenso sobre si se puede o no otorgar derechos de autor sobre conocimientos tradicionales, historias orales, cuentos y mitos de una Población, o si tales obras deberán ser consideradas como hechos o ideas, sobre las cuales no pueden haber derechos de autor. AILLA toma la posición de que una grabación específica es un trabajo original a pesar de ser un cuento tradicional narrado de manera sumamente formal, porque la voz del presentador es única y por lo tanto esa grabación en particular es una expresión única de ese cuento. El aserto de derechos de autor sobre una grabación en particular no significa que nadie más pueda narrar el mismo cuento en su propia voz; solamente significa que nadie puede usar la grabación protegida por derechos de autor sin autorización legal, ya sea bajo el Acto de Derechos de Autor (por ejemplo, uso justo) o permiso del dueño de los derechos de autor.

¿Qué significa estar establecido en un medio tangible?

Si usted está escribiendo algo en una computadora, la información queda archivada en la memoria de la computadora cuando usted la guarda. De forma similar, grabar en audio o video a una persona hablando fija permanentemente ese habla en particular en ese momento en particular y en ese medio (digital o análogo). Las leyes de derecho de autor de E.E.U.U. aplican automáticamente para proteger ese trabajo en cuanto queda establecido (guardado, escrito, grabado, dibujado): no tiene que registrar el trabajo ni marcarlo en ninguna forma especial. Es posible que otros países requieran que marcque su trabajo con el símbolo de derecho de autor © o que lo registre en alguna oficina de derechos de autor.

Nótese que la expresión tiene que estar fijada. Nadie puede emplear derechos de autor sobre una idea o un habla que no es escrita ni grabada, como una narración en vivo ni grabada ni escrita. Solo puede emplear derechos de autor sobre expresiones fijadas, o sea escritas y grabadas.

¿Cómo definimos autoría?

Un autor es alguien que contribuye a la obra expresión eligible para asersión de derechos de autor" (CCC). Usamos el término creador en vez de autor al hablar de los recursos de AILLA, pero la regla es la misma. El creador de un recurso de AILLA puede ser cualquiera de las siguientes personas, dependiendo de la naturaleza del recurso: el hablante, el narrador, el interrogador, el orador, el cantante, el autor, el traductor, el comentarista, el artista, el ilustrador, el fotógrafo, el videógrafo o el músico.

El creador puede de hecho ser una empresa, como una universidad u organización no gubernamental o un proyecto de investigación. Trabajos creados por un empleado en el contexto de su empleo pueden ser considerados "trabajo contratado" bajo leyes estadounidenses y de otro tipo, y los derechos de autor de esos trabajos le pertenecen a la empresa; pero las leyes de algunos países no siguen este principio. Investigadores deberán hacer explícitos los acuerdos con sus empleados, si es esta su intención. Sin un acuerdo explícito, la ley en el país en que se realiza la investigación puede tender a favorecer al creador.

¿Cuáles son los derechos regulados por los derechos de autor?

En general, los derechos de autor regulan quién puede usar un trabajo y en qué forma. Aquellos con derecho de autor tienen el derecho a lo siguiente:

  • hacer copias;
  • distribuir copias;
  • publicar;
  • exhibir el trabajo publicamente;
  • realizar el trabajo en forma pública;
  • elaborar trabajos derivados.

Aquellos con derechos de autor pueden licenciar cualquiera de estos derechos a otra persona, lo cual significa que transfieren esos derechos a un segundo. Si publica un libro, por ejemplo, extiende la licencia de los derechos de hacer y distribuir copias, y probablemente de realizar o exhibir el trabajo, al editor a cambio de un porcentaje de los ingresos. Algunos editores insisten en la transferencia de todos los derechos relacionados con el trabajo. Tal transferencia se conoce como una asignación.

Cuando deposita un recurso en AILLA, al no ser que se llegue a otro acuerdo por escrito, usted le da permiso a AILLA (le da licencia) para publicar el recurso en el internet, para hacer copias del recurso, para transferir el recurso a otro archivo y para utilizar el recurso para propósitos no lucrativos o académicos (como en una presentación sobre el archivo). El permiso no es exclusivo: usted también pasa por estos procesos y sólo usted puede derivar trabajos sin algún permiso explícito. La licencia o el permiso de AIILA es perpetuo.

¿Qué son los derechos morales?

Los derechos de autor se tratan realmente de dinero: si existe ganancia económica sobre un trabajo, los derechos de autor ayudan a determinar a quién le corresponde qué. Para la mayoría de los recursos de AILLA, es probable que no exista valor comercial, por lo tanto los derechos económicos detallados bajo la ley de derechos de autor hasta cierto punto no aplican.

Los derechos morales se refieren a los derechos del creador a la atribución para y la integridad de su obra (U.S.C Title 17, Sec 106A).

Esto significa que la obra siempre debe ser acreditada a sus creadores (a menos que desean permanecer anónimos) y que nadie tiene permiso de alterarlo de forma que ocasione vergüenza o daño a la reputación de los creadores. No puede transferir sus derechos morales: simplemente le pertenecen. Derechos morales sólo forman parte de la ley estadounidense sobre derechos de autor en referencia a trabajos artísticos originales y ediciones limitadas de 200 copias o menos, pero estan mucho más ampliamente definidos bajo las leyes de derecho de autor de algunos otros países.

¿Cómo se pueden usar los recursos del archivo?

El uso de recursos en el archivo es regulado por la noción de uso justo de materiales protegidos por derecho de autor. Este es otro concepto impreciso, pero en general el uso de materiales protegidos por derecho de autor se considera justo si cumple con los siguientes puntos:

  • usos académicos, educativos o pedagógicos, sin propósitos comerciales;
  • se usa solo la porción pertinente del trabajo (no copia la obra entera ni grandes partes);
  • el uso no resulta en un efecto negativo sobre el valor comercial de la obra.

Una obra no puede asertarse bajo derechos de autor si no existen creadores o descendientes vivientes de ellos, o si no es una obra original, o si es muy antigua. Una obra que no está protegida bajo derechos de autor es de dominio público y puede ser usado por cualquier persona para cualquier propósito.

Cada usuario de los recursos de AILLA está obligado a aceptar las Condiciones del Uso de los Recursos del Archivo, las cuales espefican que no se pueden usar recursos del archivo para propósitos comerciales.

¿Se puede archivar un trabajo previamente publicado?

Publicadores tipicamente requieren la asignación de derechos de autor del trabajo que publican durante un periódo de tiempo específico. Cuando vence este plazo, los derechos regresan al creador o a sus herederos. Si conservó sus derechos de autor o los derechos le pertenecen a usted, usted tiene la libertad de hacer lo que quiere con la obra.

Puede averiguar los términos de publicación refiriéndose al contrato que firmó con la editorial o contactando a su editorial si ya no tiene el contrato.

¿Debo archivar algo que es posible que quiera publicar después?

La respuesta breve es "No." Si ha escrito un artículo, un libro o una canción, o ha creado una pintura o fotografía o película que piensa publicar o comercializar por medios comerciales tradicionales, no debería depositar su trabajo con AILLA. La mayoría de las editoriales no quieren publicar una obra que los compradores potenciales puedan obtener en forma gratuita en la web. (De cualquier forma, puede preguntar si es posible. Usted siempre tiene el derecho de negociar un contrato de publicación.)

No obstante, sí puede y debe depositar los materiales primarios en los que se basa sus obras. Por ejemplo, puede escribir un libro o artículo sobre unas representaciones de arte verbal y también depositar los datos primarios (las grabaciones, transcripciones y traducciones) en que se basa la obra. O si escribe un libro que incluya cuentos con traducciones, de todas formas puede depositar las grabaciones originales y las transcripciones. Lo animamos a que haga esto, ya que hay pocas formas tradicionales de publicar este tipo de material, pero los usuarios de AILLA estarían interesados en escuchar y leer los recursos primarios. Los metadatos de AILLA tienen un lugar para identificar cualquier trabajo relacionado con recursos depositados para que exista información fácilmente disponible a los usuarios del archivos, quienes podrían ser inspirados a ir comprar su libro.

español